El egoísmo de la poblada dirección de Iberia

La aerolínea Iberia contempla un plan de 3.807 despidos y recortes de salarios de un 11%. Por este motivo, la compañía se verá obligada a cancelar un total de 433 vuelos entre el 4 y el 8 de marzo debido a las jornadas de huelga convocadas por los sindicatos. Los 400 directivos, que cobran sumas elevadísimas, seguirán con sus desorbitadas ganancias.

Iberia despedirá a 3.807 personas, el 19% de su plantilla. Además, otros empleados verán su sueldo recortado un 11%. La aerolínea llevará a cabo estos cambios el día 15 de marzo, fecha que coincide con la finalización del periodo de consultas del Expediente de Regulación de Empleo (ERE).

Un ERE es un procedimiento mediante el cual una empresa busca una autorización para suspender trabajadores alegando que está en una mala situación económica. Según parece, Internacional Airlines Group (IAG), sociedad que surgió de la fusión entre Iberia y British Airways, perdió 251 millones de euros en el primer semestre de 2012 debido a la subida de un 25% del precio del combustible y a las pérdidas que tuvo Iberia, mientras que British Airways obtuvo un beneficio operativo de 13 millones de euros. Por tanto, por culpa de esta delicada situación económica por la que pasa Iberia, se tuvo que recurrir al ERE y por este motivo muchos trabajadores tendrán que abandonar la empresa, ya que a la compañía le vendría bien ahorrarse prácticamente 4.000 sueldos.

En Contraeconomy, vamos a darle la vuelta a la moneda, a enfocarlo desde otro ángulo distinto. Pese al mal momento de la aerolínea y los despidos de los trabajadores, parece ser que los directivos se mantienen al margen del calvario. Podemos ver en la página web de masiberia.com, un colectivo de ciudadanos que se preocupa por el futuro de la marca española, que los directivos de Iberia se aumentaron los salarios un 30% después de la fusión con British Airways. Es cierto que el consejo de administración de Iberia anunció que se recortaba un 25% su salario, pero resulta escandaloso que los blindajes de casi 4 millones de euros sigan vivos. Por ejemplo, el presidente y el consejero delegado de la empresa cobrarían 3,9 millones de indemninzación en caso de destitución de IAG.

Otro dato preocupante es que Iberia tiene 400 directivos en activo y solamente una flota de 100 aviones, así que es fácil deducir que sobran altos cargos con sueldos tan elevados. El sindicato Sepla-Iberia ya apuntó en 2011 que con el sueldo de 11 directivos, se podría pagar el de 400 pilotos, así pues, con lo que cobran 110 directivos se podría cubrir la ficha de las 4.000 personas que tienen pensado despedir. Además, por si los altos sueldos no fueran suficientes, los peces gordos de la aerolínea disponen de medio millón de euros para sus viajes privados.

De todos los números que hemos aportado anteriormente podemos extraer que es cierto que la aerolínea pasa por uno de los peores momentos de su historia y que en condiciones de déficit es normal recurrir al ERE. Pero si analizamos el caso detenidamente, con el bisturí, podremos llegar a la conclusión que no son los trabajadores los que tienen que pagar este desastre, solo bastaría con reducir los astronómicos sueldos de los directivos para que no hubiese despidos ni descensos salariales del 11%. Otra opción sería reducir el número de altos cargos, que como hemos podido observar se sale de órbita.

Gerard Graupera Ponsa

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s